Este jueves un relato "Una amistad especial "







MI HISTORIA, MIS AMIGOS


Debo decir que siempre he sido una persona solitaria, hija única por lo tanto siempre me ha costado socializar y comunicarme, sobre todo con grupos grandes. Desde pequeña siempre en la escuela era la primera de la fila, la que siempre se sentaba sola en el banco delante del profesor. La verdad siempre me costo mucho comunicarme.

Entre tanto fui creciendo y formando una personalidad bastante tímida y quizás un débil para quien me veía con una mirada compasiva, un tanto tierna y a veces distante.

Ya saliendo de la escuela aun seguía con aquel dilema, quizás complejo de no poder hablar en publico o con un grupos grandes de gente.

Pero al correr de los años y digo ahora precisamente que doy el valor real y necesario a quienes en algún minuto de mi vida compartieron sus historias en conjunto con mi historia y fueron realmente parte de ella y que hasta hoy siguen a mi lado, mis dos grandes amigas que a pesar del tiempo y la distancia siempre me han acompañado, a los nuevos y grandes amigos que hoy he conocido que me han mostrado un lado de la vida que realmente no conocía y que me han ayudado a reconocerme  y desarrollarme como persona a través de la poesía.

 Si debo decir que realmente me siento bendecida y orgullosa de los amigos que hoy tengo que me aceptan y me quieren tal cual soy.

Como también agradecerles a ustedes amigos jueveros por el cariño ofrecido sin pedir nada a cambio a pesar de la gran distancia, pues es ese cariño sincero y el amor por escribir el que realmente nos une 


Autor: Maria Liberona


Nos leemos donde SAN


Este jueves un relato projet U.F.O





Un pequeño poema



Y bajo de una estrella, una noche
en aquel parque solitario
rodeándome en un espiral de colores
tomándome de la mano
me subió a su nave
la verdad, es que no sabía muy bien
que es lo que estaba pasando
pero no sentí miedo alguno
en aquellos eternos segundos
nunca nos dijimos nada
tan solo nos miramos
su piel era de un color dorado
y sus grandes ojos rasgados
sus tan bellos ojos
eran de un color cristal azulado
dentro de la nave
todo era de color blanco
y un sentimiento de paz
me invadió de improviso
hasta emborracharme
al punto de creer
que estaba soñando
cuando de pronto otro ser
nuevamente me tomaba de la mano
asintiendo con su cabeza
puso una pequeña roca
en la palma de mi mano
una pequeña roca
que después de llegar a casa
aquí en la tierra
se convirtió en el más hermoso vergel
con ríos de colores
en el fondo de mi patio





 Un pequeño relato


Era una tarde cualquiera en que ella salía del trabajo, caminando por las calles con sus  tacones altos, pues le gustaba caminar algunas cuadras después del trabajo, según ella para mirar las estrellas, respirar y sentir su pecho palpitando, todas las tardes a la misma hora, ya casi cayendo el sol, ella se iba caminando
Luego llegaba a su hogar, un departamento en el tercer piso en la calle más transitada del barrio.
Solitaria en su habitación, se soltaba el cabello, poniéndose cómoda, para después de una ducha, tomar algunos tragos, en aquel balcón de color dorado. Mirando las estrellas escuchando aquella música clásica que amaba tanto.
Siempre se sintió una extraña, más aun en aquel trabajo, siempre soñó con alcanzar las estrellas, volar por el cielo infinito, como ráfaga de viento huracanado.
Y se dormía dulcemente con las cortinas abiertas, para soñar con aquel cielo infinito, sus estrellas  y aquel viaje imaginario, cuando de pronto sucedió algo muy extraño, ya casi de madrugada, sintió una luz muy tenue que se asomaba por aquel balcón dorado y levantándose de la cama, vio que aquella luz la succionaba, dentro de una nave hacia aquel infinito espacio. Ella simplemente creía que estaba soñando. Cuando de pronto se vio en un lugar bastante extraño, ríos de colores en medio de sus pies, y sobre sus cabellos largos, miles de avecillas cantando y danzando.
De pronto sintió que le faltaba el aire, sintiendo su cuerpo un tanto extraño, pues sin saber como, ni por que, se vio flotando, como aquellos seres de aquel lugar tan extraño. pero se sentía tan alegre, tan plena como nunca antes había estado, que jamás quiso regresar a su punto de origen, donde talvez nunca había existido, pues se sentía tan entera en aquel lugar, que para ella regresar era algo verdaderamente extraño.




Autor: Maria Liberona



NOS LEEMOS EN EL BLOG DE Charo Cortés.

Este jueves relato de cumpleaños



Feliz cumpleaños


Su cuerpo ya no era el mismo, a veces hasta se agota de respirar
el simplemente había nacido un atardecer a las orillas del mar
con un cuerpo ávido y joven de curiosidad
libre de prejuicios simplemente quiso volar
hoy su cuerpo ya no es el mismo y ya esta cansado de andar
aun cuando sus ojos, siguen creyendo en aquella espuma de mar
anhelando algún día regresar
a veces se le ve distante
pero aún con ganas de volar
en aquella melodía perfecta
de su guitarra, su fiel compañera
de noches solitarias y de juergas
cantando algunos versos
que siempre han de regresar
justo antes del amanecer
cuando su cuerpo ya se encuentra cansado de andar


Autor: Maria Liberona


Nos leemos en PLAZA DEL DIAMANTE








Este jueves un relato "Idiomas"






Si, estábamos totalmente seguros de que hablábamos el mismo idioma, estábamos hechos de la misma carne, pero con distinta figura, su sonrisa era suave y sus pequeños ojos llenitos de ternura. No, no cabía ninguna duda, que en realidad, hablábamos el mismo idioma.

Cuando de pronto la vi desde lejos, deslumbrándome con su hermosura, como meneaba las caderas, creo que para ella no había ninguna premura.

Si de seguro hablábamos el mismo idioma, Arameo, Frances no importaba, ya todo en mi era una locura. Cuando sus dulces ojos me miraron y se sonrío, que abrazarla quise, mientras ella me hablaba dulcemente con sus ojitos llenitos de ternura, ese idioma que solo se habla, se dice en aquel silencio cuando la mirada del alma de pronto se asoma, con las mejillas sonrojadas en su pálida piel reflejaban tanta suavidad y ternura.

Cuando quise acercarme a ella  en un guiño suave de mis ojos quise decirle que… creo que no alcanzamos a decirnos nada, cuando ella simplemente me abrazo acariciándome suavemente la espalda…



Autor: Maria Liberona


Nos vemos donde  Juan Carlos 


Este jueves un relato " Maquina del tiempo "






Y la maquina del tiempo tiene perfume de canela de tu cuerpo, un pálido sabor a sal
engendrando sueños, de aquel recuerdo, donde te he de amar
sentado en aquella silla, es cuando de improviso, te empiezo a recordar
dando a aquella palanca marcha atrás.

pequeña maquina del tiempo como me haces recordar
recostado en aquel sofá donde nos solíamos amar

pequeña maquina del tiempo como duele recordar
y si es que algún día me quisiste ¿querrías nuevamente dar marcha atrás?

y es que yo siempre en tus pestañas
en un sueño tuyo, mío, nuestro me quise refugiar
en aquellos dulces ojos de mar
simplemente queriéndote amar

pequeña maquina del tiempo
como me haces recordar
y… si existiera el tiempo mucho más allá
si te volviera a besar, reconstruiría nuestro futuro
en un sueño donde seguramente te volvería a amar




Autor: Maria Liberona


Nos vamos de viaje por el tiempo en el blog de María José.





ESTE JUEVES UN RELATO " PERSONAS "






Gente y algunos personajes

Gente, algunos personajes
transeúntes extraviados, delirantes
caminando por las calles

en cada esquina de la vida
   al cruzar la calle 
                   
algunos disfrazados con ropajes extravagantes
andando, caminando por todas partes

algunos en medio de las nubes
justo sobre la  copa de los árboles
a punto de extraviarse, quizás de encontrarse

pero siempre hay algunos que…
tratan de mal catalogarles de “ locos”
por sufrir de aquel amor incurable
por saber volar y no andar arrastrándose

gente, algunos personajes
que simplemente desaparecen del paisaje
y algunos que andan por aquí y por allá
tristemente sin poder encontrarse 



Autor: Maria Liberona




Nos vemos con más gente donde  Jua Carlos






Este jueves escribimos de sonidos: DEL OTOÑO, DE LA PRIMAVERA.












Sonidos, colores de otoño a través del viento
sonidos otoño lleno de versos
pues es el viento que se cuela
por las rendijas del tiempo
asomando su figura en simples sonidos asimétricos
que fluyen desde el aire a través del cielo
en cada voz, en cada esquina de aquel camino
a las orillas del tiempo
cuando el tic tac suena con cada cambio de estación
en este planeta tierra, en fin, en casi todo el universo
quizás es la hora adecuada para acurrucarse
entre los pliegues de los pétalos de las rosas
cuando caen las hojas tratando de suicidarse
al compás del sonido del viento
y de abrazarse en medio de tanto frío
en los brazos de aquel ser amado
caminando por aquella plaza pisando las hojas caídas
sintiendo en medio de nuestros pies aquel sonido de otoño perfecto
desnudándose los árboles sin pudor y sin miedo
a que los miren, los observen y les corten el pescueso
pues cada rima tiene un sonido característico
también el otoño en cada objeto, en cada figura
hablándote desde lejos


Autor: Maria Liberona

Nos vemos donde Gustavo